Lunes santo.

Juan 12, 1-11

“…Ungió los pies de Jesús y los enjugó con sus cabellos…”

Belleza y ternura. Este es el único gesto de amor que Jesús va a recibir en la última semana de su vida. Entonces, como hoy, todo está calculado, medido. Gestos como este de María Magdalena son cada vez más raros. María Magdalena ama a Jesús y el amor no contabiliza aquello que da, no hace balances, no programa estrategias:

El amor simplemente se entrega.

El amor de María saber intuir la ocasión para mostrar las diferencia.

Señor Jesús, a tus pies es donde yo aprendo los gestos del amor auténtico. Enséñame a no tener miedo de perder el tiempo sirviendo a los demás. 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s